El acceso vascular es uno de los procedimientos invasivos más comunes en todos los hospitales, realizado desde hace más de 6 décadas, en un inicio su utilidad radicaba principalmente en la administración de líquidos y medicamentos intravenosos, en la actualidad se emplean incluso en la monitorización hemodinámica invasiva.

Cateter

En un hospital pediátrico se estima que hasta un 70% de los pacientes que ingresan requerirán la administración de un líquido o medicamento intravenoso y en las unidades de Terapia Intensiva Pediátrica esta cifra se eleva al 95%, y se considera además que alrededor de 45% de los pacientes en estas unidades tendrá un acceso venoso central.

A continuación podrá descargar una serie de 5 artículos de revisión dedicados al acceso vascular en pediatría:

Anuncios